Como combatir la eyaculación precoz

consejos para combatir la eyaculación precoz

Muchos hombres se preguntan como combatir la eyaculación precoz, y en ocasiones llegan incluso a sentir miedo porque no quieren que se haga público su problema. Entonces dejan que este forme parte de ellos, aunque los haga sentir impotentes o insuficientes.

No obstante, casi siempre termina siendo algo público. Esto ocurre y es casi inevitable cuando se encuentran frente a una mujer, ¡no pueden durar mucho en la cama! Ella simplemente se va insatisfecha y con la idea de no volver a repetir esa experiencia jamás.

consejos para combatir la eyaculación precoz

Seguramente tú lo has pasado y no quieres que este problema te doblegue. Hoy te estás atreviendo a buscar una solución porque sabes que es más importante. Quizá hayas buscado antes o quizá creías que tu problema era así y no tiene solución, o incluso puede que creas que esa solución no está a tu alcance.

Hoy quiero decirte algo que puede que cambie tu vida, o al menos tu vida sexual. Yo pasé por el problema de la eyaculación precoz, y ¿sabes qué?, jamás creí que podía curarme. No estoy escribiendo esto para que lo leas y creas que estuvo bien que me haya curado, claro que no. Mi objetivo aquí es que tú también sepas cómo eliminar la eyaculación precoz para siempre.

Como combatir la eyaculación precoz de forma natural

Para empezar con todo lo que te contaré sobre como curar la eyaculación precoz, debes saber antes que no estás leyendo esto para perder tu tiempo ni para solo informarte. Claro que no. Lo que te explicaré aquí es para que tomes iniciativa y te pongas manos a la obra para acabar con la eyaculación precoz.

Con lo último, trato de decirte que espero que te comprometas contigo mismo a lograr que tu cuerpo responda como quieras, haciendo lo que te explicaré y, así, le des un adiós definitivo a la eyaculación precoz.

Entendiendo la eyaculación precoz

Si bien es cierto que cualquier hombre que haya sufrido de eyaculación precoz cree saber qué es por el simple hecho de haberla experimentado, tú y yo debemos estar de acuerdo en qué es la eyaculación precoz.

Primero, la eyaculación (normal) es un reflejo que consiste en expulsar el semen al momento de tener un orgasmo. Este reflejo se puede dar o no cuando se tiene un orgasmo, es decir, no siempre que tengas un orgasmo eyacularás, pero normalmente sí eyaculas.

Por el contrario, la eyaculación precoz es expulsar de forma prematura el semen a causa de una falta de control sobre este reflejo. Esto último quiere decir que tu problema se resume en no poder controlar la eyaculación, y esto a la vez indica que la eyaculación sí puede ser controlada.

Dicho esto, ¿te gustaría saber cómo lograrlo? Si tu respuesta es un sí, no pares de leer, a continuación te lo cuento.

Los ejercicios de Kegel para la eyaculación precoz

Estos ejercicios son lo mejor para empezar a tratar el problema. ¿Por qué? En primer lugar está el hecho de que no gastas tu dinero y en segundo lugar, funcionan.

Saber cómo se hacen los ejercicios de Kegel es importante para que el entrenamiento que llevarás a cabo sea eficiente. Pero primero necesitas saber qué implica el hecho de realizar estos ejercicios.

El músculo pubococcígeoejercitar musculo pubococcigeo

Este músculo también es conocido como músculo PC. Y el conocer su ubicación es una de las cosas que implica el entrenamiento con los ejercicios de Kegel, porque trabajarás principalmente este músculo.

Para ubicarlo, ve al baño e intenta orinar. Tengas ganas o no, durante el acto sentirás entre tu ano y testículos un ligero movimiento. Ese movimiento se debe a la contracción voluntaria del músculo PC. He dicho contracción voluntaria porque tú mismo la has inducido, pero no siempre es así.

Resulta que durante la eyaculación, este músculo se contrae casi involuntariamente. Y esa es la principal razón de que un hombre no pueda detener su eyaculación a tiempo. El orgasmo provoca que este músculo se contraiga, y esto a su vez produce la eyaculación.

Antes te mencioné que la eyaculación normal es aquella en la que tienes control. Si no tienes control sobre tu eyaculación es porque esta es precoz. Entonces te puedes preguntar cómo controlar la eyaculación. Y a eso es a lo que voy ahora.

Entrenando el músculo PC

Ahora que sabes dónde se ubica el músculo PC, necesitas saber en qué consisten algunos ejercicios de Kegel. Te conté antes para qué sirven, pero ahora sabrás cómo te pueden ayudar con la eyaculación precoz.

Si contraes tu músculo PC estarás realizan un esfuerzo que implica que controles tal músculo. Si realizas varias contracciones de este músculo, estarás creando en tu cuerpo el dominio sobre este músculo de forma avanzada, es decir, podrás controlarlo más de lo que lo controlas actualmente, y ese es tu objetivo, y eso es lo que te permiten hacer los ejercicios de Kegel.

Dicho lo anterior, contrae el músculo PC y mantenlo así por unos 6 segundos. Después relájalo por 1 segundo. Durante este movimiento, inspira lenta y profundamente. Luego exhala el aire sintiendo cómo este proceso te ayuda a sentir mejor la contracción que estás realizando con tu músculo PC.

Tendrás que realizar unas 30 repeticiones de este ejercicio. Podrá ser un poco difícil al principio o puede que se te haga muy sencillo. Para eso es importante que sepas cómo adaptar la dificultad del ejercicio a tu capacidad.

Una variación podría ser aumentar el tiempo en que lo mantienes contraído. Otra variación más avanzada es que  contraigas el músculo para levantar el pene (estando este erecto) mientras tiene encima una toalla pequeña. Sin embargo, al punto donde tienes que llegar con el ejercicio es al siguiente.

Practicando la masturbación controlada

La masturbación controlada es el siguiente paso para que tus avances con los ejercicios de Kegel sean probados. Mastúrbate hasta llegar al punto de no retorno, es decir, al punto donde sientes que ya no puedes más y que tienes que eyacular.

En ese momento, detente y, a la vez, contrae el músculo PC mientras inspiras. En tu mente tendrás que tener como pensamiento que quieres detener la eyaculación.

Si no lo logras a la primera, no te desanimes. Es fácil que salga mal en el primer intento. Lo importante es que después de ese primer intento lo sigas haciendo. Para ello tendrás que esperar hasta que te repongas si has eyaculado.

Eliminar la eyaculación precoz para siempre

Con todo lo anterior te he contado como combatir la eyaculación precoz. Pero sé que tú no quieres quedarte combatiéndola, quieres acabar con el problema. Por ello te invito a que sigas aprendiendo más.

Esto tiene cura, pero dependerá de ti si quieres lograr ser un hombre sexualmente feliz o seguir reprimiendo tus deseos hacia una mujer que te atrae, porque acabas en menos de dos minutos.